Diputado 85'

Opinión

La lucha contra la corrupción y la impunidad ¿Quién la dirige La fiscalía o la embajada americana?

Leave a Comment

Recientemente, el Fiscal General de   la República  Douglas Meléndez, acusó a los jueces y juezas de ser “clicas” y pide  a la Corte Suprema de Justicia  que depure el sistema judicial. En su acusación, el fiscal de manera enérgica  dijo:  "No solo las pandillas tienen clicas sino también en la estructura del sistema judicial” al  afirmar que el caso Rais-Martínez ha puesto en evidencia este hecho.

El fiscal  afirmó, “que con el caso de Rais se ha demostrado que existe una estructura enquistada en la Fiscalía, en los Juzgados y en Medicina Legal, la que consideró es similar a la de las clicas de las pandillas”.

Asimismo dijo que considera inaudito que los jueces tengan diferentes criterios a la hora de impartir justicia. "Si la persona que nosotros llevamos a los juzgados no tuviera un alto nivel económico, en este momento estuviera en Mariona o en algún penal”, afirmó.

Meléndez considera “que es prudente hacer un llamado a la Corte Suprema de Justicia para una depuración de malos elementos. No es posible que como Fiscalía estemos haciendo grandes esfuerzos, desgastándonos y demostrando que la ley es igual para todos y encontrarnos con este tipo de respuestas al nivel judicial".

Por otra parte, de manera abusiva y prepotente, el candidato republicano  de Estados Unidos Donald Trump,  ya metió sus “manos sucias”en El Salvador y según este dictador, que se parece  Hitler, cree que El Salvador, sigue siendo una finca  de los Estados Unidos.
Un cable internacional, da a conocer la “miserable” posición de este candidato y se  pide al gobierno salvadoreño que llame la atención a la embajada americana ante ese abuso:

“Trump se compromete a crear comisión anticorrupción en El Salvador y expulsar de su país a los salvadoreños.El candidato republicano extendió sus comentarios racistas hacia la comunidad de salvadoreños residente en Estados Unidos, y acusó al gobierno de este país “de no poner de su parte”.

El candidato republicano a la presidencia de los Estados Unidos, Donald Trump, se comprometió el miércoles -de llegar a la Casa Blanca-, a crear una comisión anticorrupción en El Salvador “para acabar con los políticos corruptos” y extraditar a “capos, diputados, ministros y presidentes ladrones”, sentenció.

El multimillonario amenazó además a la comunidad salvadoreña de expulsar a los ilegales y dijo que impondrá multas severas al gobierno de este país, si sigue permitiendo que sus ciudadanos colaboren con mexicanos para introducir drogas a los Estados Unidos.

“En mi gobierno expulsaré a todos los delincuentes mexicanos, colombianos y salvadoreños que introduzcan drogas a los Estados Unidos, y si sus gobiernos no ponen de su parte le impondremos sanciones severas para que cumplan los tratados”, amenazó el candidato, quien en las últimas encuestas se ha visto mal frente a la aspirante demócrata Hillary Clinton.

Luego se refirió a la clase política de Latinoamérica diciendo que los políticos corruptos son un cáncer para la sociedad y que Latinoamérica está lleno de ellos. “Yo los acabaré a todos”, expresó en un mitin celebrado en Texas.

El plan anticorrupción de Trump incluiría crear comisiones contra la impunidad en cada país latinoamericano, y que dichas instancias serían “100% financiadas por su gobierno para evitar que los políticos locales manipulen los casos de investigación”.

“Todos ellos irían a parar a las cárceles de máxima seguridad en Estados Unidos donde sus sobornos no valen un centavo. Comenzaré en Centroamérica, luego Sudamérica y por último México”, dijo en polémicas declaraciones”.

Cuando la prensa preguntó por qué haría esto dijo que la gente emigra ilegalmente a Estados Unidos “porque sus países son un asco”.“Si los países se manejaran bien, la gente se quedaría ahí”, agregó.

A pesar de su fuerte discurso en Texas, Trump perdió importantes apoyos de sus seguidores que recolectan dinero para su campaña, y consideraron que hacerlo "es tirar dinero por el caño".

Trump lucha por el voto hispano que es decisivo en las elecciones que se celebrarán en noviembre próximo, pero en las últimas encuestas se revela que está perdiendo apoyos de esta comunidad, la segunda más grande después de los afroamericanos”.

Estas “metidas de pata” del candidato republicano, deben llevar a los salvadoreños residentes en los Estados Unidos a votar por la demócrata Hillary Clinton.












0 comentarios:

Publicar un comentario