Diputado 85'

Opinión

20/17 un año de seguridad laboral para empleados de Corte de Cuentas

Leave a Comment



El año 2013 fue uno de mala suerte  para los empleados de la Corte de Cuentas con la llegada del nefasto Rosalío Tóchez como presidente de la Institución y propuesto por el diputado de Cambio Democrático Douglas Avilés que al final de cuentas, también sufrió la sinvergüenzas de Tóchez al despedir a su esposa Brenda Quezada  que trabajaba de asesora de la presidencia e igualmente,60 empleados que fueron despedidos  sin seguir el debido proceso, violentándoles  sus derechos elementales  por el mismo Rosalío Tóchez, el Gerente General Milton Gerónimo Pineda  y  el Director de Recursos Humanos José Gilberto Romero Tobar-Ambos fueron despedidos-.


El año pasado 2016, como siempre la inseguridad de algunos empleados de  la institución, “regaron la bola” de despidos de fin de año, traslados, eliminación de algunas leyes relacionadas con la indemnización universal”, por la llegada de los nuevos funcionarios y por esa razón, algunos empleados renunciaron a sus cargos.

El 24 de noviembre del año recién pasado  fueron elegidas  las nuevas autoridades de la Corte de Cuentas  con setenta y siete diputados fueron electos Rodrigo Antonio Barahona Escalante como nuevo presidente y Nolberto Osmín Cunza López, como primer magistrado, y Karen Yamilet Cruz Pineda, como segunda magistrada del ente contralor para el período comprendido entre el 24 de noviembre de 2016 al 30 de julio de 2017.



Esta elección  es histórica para la Corte de Cuentas, ya que por primera vez, la Asamblea Legislativa nombra  a profesionales que ya han laborado para la CCR, conocen el trabajo  que se realiza en la institución, tal como lo declaró el presidente: “Los que hemos venido a dirigir  la Corte de Cuentas podemos decir, que somos auditores de carrera, hemos estado en la Corte de Cuentas, tenemos muchos años en la administración pública" y por eso digo que la institución vive un periodo histórico. 

El presidente  de  la Corte de Cuentas Rodrigo Antonio Barahona Escalante, acompañado de  los magistrados  Karen Yamileth Cruz Pineda  y  Nolberto Osmín Cunza López, visitaron  la Biblioteca Institucional y saludaron a los empleados y de paso conocer  el mal mantenimiento que tiene dicha unidad, prometió mejorarla en  lo que concierne a la infraestructura  y dotarla de  bibliografía que contribuya a prestar un mejor servicio a sus usuarios. Los empleados  por su parte, le externaron su agradecimiento, ya que por primera vez, las máximas autoridades realizaban una visita de cortesía  a una unidad  que durante la administración de Rosalío Tóchez realizó todo tipo de acciones para  desaparecer, ya que quería regalar  todo su acervo cultural  a la Biblioteca Nacional.

Aprovechando la presencia de dichos funcionarios, conversé con el presidente Rodrigo Antonio Barahona Escalante y le pregunté sobre las dudas de los empleados y me confirmó que “su administración no hará persecución de los empleados, que la prestación sobre la indemnización universal y otras  que favorecen a los empleados, ninguna será transformada que dañe  a los empleados, tomando en cuenta que son prestaciones ganadas por los trabajadores”. El presidente Barahona reconoció el papel desarrollado por el “Movimiento de Empleados de la CCR” que surgió en la época de Tóchez y tomó en cuenta  que él como exempleado de la CCR también fue perseguido por  Rosalío Tóchez. Entre otras cosas comentó  sobre sus aspiraciones  que la CCR tenga  su propio edificio moderno el cual estaría  financiado  por un país árabe.

También explicó que la política de la CCR será “cero papeles” ya que pretende implementar  el  Sistema  Integrado   de Control  para las Auditorias  ( SICA) el cual consiste, en tener un sistema digital  que sustituya precisamente,  las notas en papel escrito, agilizando los diferentes procesos.

Por su parte los magistrados Karen Yamileth Cruz Pineda y  Nolberto Osmín Cunza López estuvieron de acuerdo en las medidas que el presidente anunció para la buena marcha de la institución, tomando en cuenta las reformas tomadas por la Asamblea Legislativa donde-supuestamente- los 3 magistrados  tomaran las decisiones colegiadas .

“El Movimiento de Empleados de la Corte de Cuentas manifestó sentirse satisfecho con las declaraciones del presidente Rodrigo Antonio Barahona Escalante, considerando que él  es  extrabajador de la CCR, conoce de las necesidades  del personal, Igualmente, el Movimiento  de Empleados previno a los autoridades,  de las actuaciones personalistas   de algunos directivos del Sindicato, que hacen mal uso de su cargo, que utilizan esa organización pretendiendo intimidar  a  algunos funcionarios de la institución, ya que entre ellos hay algunos de “confianza de Rosalío Tóchez” y que fueron los que realizaron persecución  en los empleados.

  








0 comentarios:

Publicar un comentario