Mensaje a candidatos de ARENA. CONOZCAN LA HISTORIA DE EL SALVADOR. QUIÉN MATÓ A MONSEÑOR ROMERO.





Mensaje a candidatos de ARENA. 
CONOZCAN LA HISTORIA DE EL SALVADOR. 
QUIÉN MATÓ A MONSEÑOR ROMERO. 



Roberto D'Aubuisson pagó mil colones al asesino de Monseñor Romero


El 30 de septiembre recién pasado, el partido ARENA celebró el 38 aniversario de su fundación y sus dirigentes manifestaron que fue el “partido que salvó al país del comunismo y de los terroristas del FMLN, gracias a su líder Roberto D'Aubuisson que murió víctima de un cáncer”.
Roberto D'Aubuisson

Al recordar esa fecha, se me vino a la mente Roberto D'Aubuisson a quien conocí en sus inicios cuando había formado al FAN (Frente Amplio Nacional ) y el FARO ( Frente Agropecuario de la Región Oriental), que fueron las semillas que hicieron nacer al partido ARENA como organización paramilitar, que formaron los tristemente célebres “Escuadrones de la Muerte”, cuyos miembros eran jóvenes e hijos de la Oligarquía de este país, que trabajaban coordinadamente para secuestrar, torturar y asesinar a personas vinculadas con la Izquierda y el FMLN.

La historia de ARENA, se inicia cuando la Junta Militar toma el poder con un Golpe de Estado el 15 de Octubre de 1979 eliminando al General Carlos Humberto Romero, miembro de la dictadura militar encabezada por el Partido de Conciliación Nacional PCN que provocó llevar al país a una guerra entre hermanos.

El periódico “ALBUQUERQUE JOURNAL” penetró a lo más interno de ARENA en la década de los 80s y su organismo paramilitar y esta historia, está investigada en un libro llamado “Los Escuadrones de la Muerte” y que en una de sus partes habla de la fundación de ARENA-cuándo y dónde ocurrió: “Hace cuatro años, se llevó a cabo en pleno centro de Ciudad Guatemala, una reunión en la extravagante sede del Movimiento de Liberación Nacional de ultraderecha”.

“Presidiendo dicha reunión se encontraba el dirigente del MLN, Mario Sandoval Alarcón, cuyo nombre se ha convertido en Centroamérica, en sinónimo de violencia terrorista de derecha”.

“Esa reunión dio inicio a un extenso programa de ayuda y asesoría del MLN, a un grupo que posteriormente se llamaría Alianza Republicana Nacionalista (ARENA)”
“El líder guatemalteco dijo al ALBUQUERQUE JOURNAL, que cuando Roberto D'Aubuisson y los otros salvadoreños llegaron a verlo por primera vez en 1979, lo único que les interesaba era conseguir armas y organizar clandestinamente su grupo paramilitar"
“Dijo que trató de advertirles que no "cayeran en el error de (convertirse únicamente) en una organización terrorista ... Si te matan, tú los matas" dijo él,indicó que sin una organización política serían derrotados en un año”.

“Para ayudarles a que se iniciaran, Sandoval dijo que "en varios viajes a Miami, había reunido dinero para la gente de D'Aubuisson, visitando familiares. Indicó que la suma, inferior a 10 millones de dólares, sería utilizada con fines políticos. El MLN también ayudó a los salvadoreños derechistas a pasar armas de contrabando a El Salvador, según reveló un ex alto oficial guatemalteco que prefirió el anonimato”.



Esto ocurrió entre 1978 y 1979, mientras D'Aubuisson utilizaba el FAN y el FARO para atraer a la oligarquía de El Salvador y a los militares para que lo apoyaran en su proceso de exterminio de los “izquierdistas y comunistas”, tomando en cuenta que la constante represión de la dictadura militar estaba empujando al pueblo a una guerra prolongada. D'Aubuisson también se robó los archivos de ANSESAL (Servicio Secreto de la Guardia Nacional).

Entre 1979 y 1980, la amenazas de Roberto D'Aubuisson era permanente –a través de la Televisión- y cada vez que acusaba a alguien , la siguiente semana aparecía muerto y todos pensaban que debido a las denuncias en sus homilías dominicales por el Arzobispo de San Salvador Oscar Arnulfo Romero, este podría ser asesinado por la gente de ARENA, de la Fuerza Armada, de los cuerpos policiales o los “Escuadrones de la Muerte” y así ocurrió el 24 de Marzo de 1980. El 7 de Mayo de 1980, D'Aubuisson fue capturado acusado de haber participado en el asesinato de Monseñor Romero. ALBUQUERQUE JOURNAL en el libro de los “Escuadrones de la Muerte” dice: “En el ataché de D'Aubuisson había un plan: los secuestros y las capturas, durante los cuales se sacaba a la gente a medianoche de sus casas, -todo eso estaba ahí-".

“El documento fue confiscado del portafolio de D'Aubuisson, al ser arrestado en una hacienda ubicada al noreste de San Salvador, el 7 de mayo de 1980, por efectivos leales al Coronel Adolfo Arnoldo Majano, a quien D'Aubuisson estaba tratando de derrocar”.

Cuando fue capturado el fundador de ARENA y fundador de los “Escuadrones de la Muerte” Roberto D'Aubuisson, se le encontró el llamado “plan Piña”que contenía la operación de asesinar a Monseñor y quiénes participarían.


Esto me lleva a pensar en que hace 38 años nació el partido ARENA que trajo mucho terror y mucha muerte a los salvadoreños en nombre de la falsa libertad, democracia y anticomunismo y hace 38 años fue asesinado, el Arzobispo Monseñor Oscar Arnulfo Romero. Pero ¿Quién asesinó a Monseñor Romero? Monseñor Romero asesinado el 24 marzo 1980


A estas alturas se conoce que el asesino de Monseñor Romero, fue el Guardia Nacional Marino Samayor Acosta que en esa época, era uno de los Guardaespaldas de Mario Molina, hijo del Coronel Arturo Armando Molina que fue presidente de la República entre 1972-1977.



De acuerdo a lo declarado por el Capitán Álvaro Saravia al periódico virtual el “Faro”, el Guardia recibió un mil colones para asesinar a Monseñor Oscar Arnulfo Romero y de acuerdo a otras informaciones, el guardia nacional Marino Samayor Acosta trabajaba como ex jefe de Seguridad del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública.


El Capitán Álvaro Saravia dijo: “Dos o tres días después del asesinato de monseñor Romero, el grupo de D´Aubuisson sostiene una reunión en la casa de Eduardo Lemus O´byrne. Saravia conoce de esta reunión, porque él mismo, saliendo de ahí, fue a pagarle al hombre que disparó contra monseñor Romero. Fue a pagarle por sus servicios”.


Capitán Álvaro Saravia

“Yo no conocía al tirador. Ese día lo vi yo en el carro, meterse al carro de barba. Y después le fui a entregar yo personalmente los mil colones que le entregó, que los pidió prestados D´Aubuisson a Eduardo Lemus O´byrne. En la casa de él estábamos nosotros cuando llegaron a decirle que… ¡A cobrar! Y Roberto d´Aubuisson jamás manejaba dinero. Le prestó mil colones a este para entregárselos.”


“Eduardo Lemus O´byrne es un conocido empresario salvadoreño. Ha sido presidente de la Asociación Nacional de la Empresa Privada, propietario de granjas avícolas y un hombre muy conocido en los círculos empresariales centroamericanos”.

“Fue un acérrimo enemigo de la reforma agraria, desde los tiempos del coronel Molina, y se acercó, casi de manera natural, al grupo de D´Aubuisson. De Saravia y Sagrera dice: Esos eran unos matarifes. Yo con ellos nunca tuve nada que ver. Yo defiendo principios, pero estos se habían vuelto guerreros y mafiosos.




“Asegura que nunca, nunca le dio dinero a D´Aubuisson y que, si le hubiera pedido mil colones para dárselos al asesino de Romero, sin duda lo recordaría. Y no, no recuerdo esa reunión. Esa reunión nunca pasó”.


“Lemus O´byrne se separó de D´Aubuisson y los fundadores de Arena poco después. El 14 de septiembre de 1982, su cuñado, Julio Vega, piloto aviador, desapareció en una pista aérea en Guatemala. “Creo que lo eliminaron porque andaba traficando armas para el FAN”, dice Lemus. El FAN era el Frente Amplio Nacional, un movimiento paramilitar dirigido por D´Aubuisson que sentó las bases de Arena”.


“La viuda de Vega se casó poco después con D´Aubuisson, y Eduardo Lemus O´byrne aún no descarta que haya alguna relación entre el homicidio y la relación amorosa. Solo eso explica que, cuando uno de sus amigos comenzó a investigar el crimen, pronto fue amenazada su vida: “Lo trató de matar el grupo de D´Aubuisson, Sagrera y Saravia. Entonces yo le dije a Roberto: conmigo no estés jodiendo, que yo sí te voy a quebrar el culo”.

“El capitán Saravia insiste en que el dinero lo puso Lemus O´byrne. “Dio los mil pesitos. Yo mismo se lo fui a entregar. Llegué donde él y le dije, mirá, dice Roberto d´Aubuisson que no quiere saber ni mierda de vos, que te arreglés con tu jefe”.


“El dinero se lo fue a entregar al estacionamiento de un pequeño centro comercial en el oeste de San Salvador, llamado Balam Quitzé. Ahí lo esperaba el tirador, ya sin barba, acompañado de Walter “Musa” Álvarez, un extraño hombre que murió asesinado poco después”.

Si el Guardia Nacional Marino Samayor Acosta que asesinó a monseñor Romero está vivo, ¿Por qué nadie dice nada?, ¿Por qué la Iglesia 38 años después dice que puede pedir una investigación? , ¿Qué poderes ocultos hay en la justicia de este país y que siguen permitiendo la impunidad?, ¿ Por qué evitan que se conozca la verdad sobre el asesinato de Monseñor Romero y de otros crímenes?

La investigación del asesinato de Monseñor Romero, la boincotió el partido ARENA, ya que desde 1980 al año 2000,la Asamblea Legislativa dominada por ARENA y el PCN, elegían al fiscal general y a la Corte Suprema de Justicia y nunca permitieron que se juzgara a los responsables, incluyendo a Roberto D´Aubuisson.


Los candidatos presidenciales de ARENA y el PCN, Carlos Callejas y Carmen Aída Lazo, al referirse al asesinato de Monseñor Romero, descalificó la responsabilidad de Roberto D'Aubuisson, diciendo que “sólo eran rumores”y la Señora Carmen Aída Lazo, dice “que no opina porque es del PCN y tristemente descalifica el informe de la Comisión de la Verdad”.


Estos dos candidatos de ARENA y el PCN, nacieron en el año 1976 y cuando el fundador de ARENA, de los Escuadrones de la Muerte, Roberto D'Aubuisson, ordenó asesinar al Arzobispo de San Salvador Oscar Arnulfo Romero en 1980,éstos candidatos solamente tenían 4 años de edad y todavía gozaban de las muñecas y juguetes que sus papis les regalaban, sin conocer los asesinatos de salvadoreños que eran reprimidos y asesinadas. Si no conocen las historia de nuestro país, mejor quédense callados.


















Share:
spacer

No hay comentarios:

Publicar un comentario